25 de abril de 2012


 


Dulce y Diego

Desde hacía unos meses la casa de Dulce Mari apestaba a potaje, y ella , por más que se quejara, no podía quitar aquel olor que había trepado por las paredes de todas las habitaciones hasta llegar a la arista del techo.
El caso es que Dulce Mari tenía seis de hijos que le podían haber limpiado la casa, pero el tiempo le hizo comprender que eran los sobacos de sus hijos los que la perfumaban. Dulce, cuyo nombre era el adjetivo exacto de su carácter, trabajaba en lo que le surgía con tal de cobrar un salario que le permitiera pagar los estudios de sus seis infantes. Los chicos eran clones los unos de los otros. El mayor tendría unos dieciocho años y el más pequeño nueve. Los seis tenían una dentadura blanca, de caballo jerezano, que dejaban ver cuando sonreían y una hermosa pelambrera que se deslizaba desde el cráneo hasta los hombros. Brillante, casi azulada, como pluma de cuervo.
Adela, la dueña de la tienda de comestibles, le decía: “Cría cuervos y te sacarán los ojos”. Y Dulce Mari, herida en las entrañas, no le contestaba nada porque le vendía al fiado, le regalaba la fruta más madura y además porque era Dulce y cuando salía de la tienda el peso de las bolsas y el frío de los huesos le hacían olvidarse del aforismo.
Mucha gente le decía que si su hijo mayor, el de dieciocho años, se cortara el pelo seguramente encontraría algún trabajo; y a ella le entraban ganas de preguntar si los cinco millones de parados que había en la nación española estaban parados por llevaban melena. Tonterías. Además su hijo decía que su cabellera no era como la de Bob Marley sino como la de Sansón, y que si la melena de Sansón había sido defendida históricamente como símbolo de  la fuerza, porqué tendría él que rapársela.
Es cierto pensaba Dulce,  el chaval lleva la melena por principios, quizás incomprensibles, o un poco extravagantes, pero principios al fin, y además bíblicos.
Diego, así se llamaba el mayor,  tenía una novia con forma de cántara, con dos asas circulares a los lados y unos ojos de cristal oscuro. Y estaba enamorada de la melena de Diego, de sus brazos torneados como columnas salomónicas y de sus espaldas de San Cristóbal que apenas cabían en la camisa de cuadros franela.
Un día, al pasar por la ferretería “La llave de oro”, vio un anuncio solicitando ayudante. Entró y pidió hablar con el dueño. Le pasaron a la trastienda donde un anciano de setenta años, gordo, con grandes bolsas bajo unos ojos llorosos  y una pipa de madera colgada de unos labios cárdenos le sonrió.
-¿Así que quieres trabajar, eh?
La trastienda era un almacén con las paredes ocupadas por cajas ordenadas en hilera, con una etiqueta sobre cada una diciendo lo que contenía: clavos, tornillos, arandelas…
Detrás del septuagenario se veía un gran rollo de alambre de  espino.
-Siéntate –le dijo, con un gesto amable. –Siéntate, y vamos a hablar. Antes de coger a alguien para trabajar en la ferretería me gusta hablar con él,  aquí, tranquilamente.                 ¿Quieres un vaso de agua? Porque vicios no damos.
Diego miraba hacia todos los rincones, a las cajitas de las paredes, a la cabeza calva del anciano, al suelo de baldosas desgastadas y a la bombilla de sesenta y cinco vatios que casi le rozaba la cabeza.
Don Rufino, ese era su nombre, le hizo preguntas sobre la naturaleza, hablaron de bosques , de castaños, de hayas, de brezos, de conejos, de bacalao, de los platos que más le gustaban y de lo bien que se lo pasaban los chicos antiguamente en la plaza cuando bailaban al son de la banda en los jardincillos.







Le preguntó a Diego que cuales eran sus aficiones y qué leía. Sin saber como acabaron hablando de la Biblia y de Sansón y Dalila.
Después de un par de horas de conversación le dijo:
-El lunes puedes empezar. Pero, si quieres trabajar en “La llave de oro” tienes que cortarte la melena.
Diego le contó a su madre lo ocurrido y ella, aunque en su  fuero interno comprendía que su hijo llevara melena por principios, le hizo ver al chaval que lo más práctico sería cortársela.
Dulce le compró una camisa de rayas, un jersey de estambre fino y unos pantalones Levis. Y cuando le preguntó a su hijo que cuanto le iban a pagar, él contestó que no habían hablado de eso.
Dulce torció el labio y exclamó: ¡Pero, Hijo!
El lunes por la mañana Diego parecía un modelo y a Dulce se le cayó la baba al verlo ir a su primer trabajo.
Cuando entró en la tienda don Rufino le llamó y le dijo que le había gustado mucho su actitud, pues ni tan siquiera le había preguntado cuanto iba a cobrar.
Diego intentó hablar, pero don Rufino comenzó a decirle que él también tenía un sentido bíblico de la existencia, que Dios les había dado la tienda para trabajar, que el trabajo era una forma honrada de vivir, que los que trabajaban no tenían tiempo para pensar en malas acciones, que el dinero no era lo más importante, que aquí él sería como el hijo que nunca había tenido y que si se portaba como él esperaba que se portase no tendría que preocuparse por el futuro.
-         Ahora,  ponte un mono azul. Si quieres puedes ponerte uno de los que están en esa balda de arriba –señaló con el bastón. Son viejos, pero seguro que alguno te estará bien. Cuando lleves más tiempo te daremos uno nuevo.
Diego se enfundó en el mono azul y se atrevió a preguntar:
-¿Pero… cuanto me van a pagar?
Don Rufino no le contesto porque tenía narcolepsia y se había quedado dormido.



7 comentarios:

salvadorpliego dijo...

Es un cuento de mucha calidad, además de que la historia y el lenguaje son muy buenos. Merece aplausos.
Te felicito.

María dijo...

Mmmmmmm JOAQUÍN me sentía culpable por no haber venido antes, después de lo que te hemos rogado que escribieras....¿me perdonas?:)))


Graaacias, ha merecido la pena la espera, como siempre con tu mágica forma de escribir haces que la realidad ( porque yo aquí cambio nombre, número de hijos y me sale una historia que por conocida no es menos querida para mi ) ... por cierto que jajajaja ¡¡NO TIENE PERDÓN DE DIOS SI NO SE HA PASADO!! ya le daré un toque y si lo ha hecho le pediré por mi, no por ti, que te diga algo y si no lo ha hecho.... la traigo arrastras si hace falta... siento envidia, pequeñita, pero un poco sí... ojalá un día escribas un cuento para mi... sería un regalo inmeenso, este es para ella y para él y para el otro él ¿ le recuerdas?
( al peque digo) con esa trenza enoorme que tenía jajajaja yo sí... cada vez que salía del agua le veía con todos los pelos por la cara, medio asfixiado y yo pensaba jajaja si fuera su madre ahora mismo cogía las tijeras y se lo cortaba... pero su madre es muuuucho más generosa y tolerante que yo... DULCE E siempre tendrá a sus hijos por encima de todo, de todos y de cualquier cosa y si quieren llevar greñas, barbas o vestirse de toreros para ir al cole, ella respetará su decisión , firmes en trabajo, educación y en lo que sea serio...pero en su forma exterior mandan ellos... sieempre ha sido así...¿conoces a algún padre que haga algo así? porque yo no... ¿sabes? es uno de los motivos por los que la quiero y admiro tanto.


A ti también, por escribir esta preciosidad con sabor más que familiar Mmmmmm muuuy rico JOAQUÍN, me ha sabido esto, riquísimo:-)



Un beso muuuy grande y mientras ella llega... otro más para ti y para LOLA.



¡¡FELIZ 1 de MAYO!! sin trabajar ¿eh?.-) no vaya a ser....

María dijo...

Llego tarde, lo sé, pero como ni sé si aun sigues viendo esto, al menos que conste en acta:

¡¡¡ MUUUUY FELIIIIIZ CUUUUUMPLE JOAQUÍN !!!


Un beso grande y.. por fa ¡¡vueeeeeelve a casa ¿sí?: -)


Yo estoy de Vaciones, espero que tú estés disfrutando mucho también con tu querida LOLA.

Kim Basinguer dijo...

jajajajaj...la narcolepsia llegó en el momento indicado.


Anónimo dijo...

What's up, always i used to check website posts here early in the morning, for the reason that i love to find out more and more.
my website - soccer transfer news sky sports

Anónimo dijo...

I am really loving the theme/design of your blog.
Do you ever run into any browser compatibility problems?
A handful of my blog audience have complained about my
blog not working correctly in Explorer but looks great in Chrome.
Do you have any recommendations to help fix this issue?
my web site: transfer news football transfers

Anónimo dijo...

Hi to every single one, it's really a good for me to go to see this web page, it contains helpful Information.

Feel free to visit my web page ... laser cellulite treatment